La versión de su navegador no está debidamente actualizada. Le recomendamos actualizarla a la versión más reciente.
 Dominios  1
 Alojamiento  incluido el primer año
 Ancho de banda mensual  20 GB
 Subdominios  Ilimitados
 Cuentas FTP  10
 Buzones de correo  ilimitado
 Editor de sitio web  si
 Formación manejo del panel de control  incluido
 Soporte   incluido
 Espacio en disco  ilimitado

 

SOLICITA PRESUPUESTO

Los campos marcados con * son obligatorios.

Cuando hablamos con comerciantes tradicionales sobre el comercio electrónico, muchos son todavía reticentes a vender online. Simplemente, se ponen trabas ellos mismos.

“¿Cómo van a comprarme este producto o este otro por Internet? Los clientes quieren probar la mercancía”. Es el argumento más utilizado.

Pero se equivocan, el comercio electrónico crece. Es un hecho. Mientras que las tiendas tradicionales pasan por situaciones cuanto menos difíciles porque no venden  la cantidad suficiente para cubrir sus costes fijos, las ventas en comercio electrónico aumentan llegando a crecimientos de vértigo.

¿Son compatibles ambas formas de hacer comercio? ¿Por qué las tiendas tradicionales deben vender también por Internet?

12 razones por las que una tienda física debe vender online

         * Porque las tiendas tradicionales soportan unos costes fijos muy altos (alquiler, luz, agua). Los costes fijos de las tiendas online son mucho más bajos (dominios desde 15€/año). El aumento de las ventas en el medio online permite reducir la carga de costes fijos del empresario.

         * Porque aumenta la visibilidad de las tiendas. Internet es ante todo un canal de comunicación. Tener un escaparate online aumenta el número de clientes potenciales que ven su negocio.

         * Porque las empresas tienen que utilizar los mismos canales de comunicación que sus clientes. Si sus clientes están en Internet, ellas también tienen que estarlo.

         * Porque el comercio  proporciona herramientas para la interactuación con los clientes: Facebook, Twitter, Pinterest, blogs…

         * Porque la competencia está vendiendo en Internet.

         * Porque la tecnología avanza para reducir las carencias del sistema online: Zara presentó en 2010 su probador virtual.

         * Por las economías de escala que supone tener un stock de productos y una gestión de almacén, y vender en un segundo canal.

         * Porque las tiendas físicas ya tienen un sistema de gestión de almacén desarrollado.

         * Porque les permiten captar clientes nuevos vendiendo en outlets.

         * Porque las tiendas físicas pueden captar nuevos clientes que residen en zonas geográficas distintas.

         * Porque supone un ahorro en costes de impresión de catálogo al poder colgar éstos en la tienda online y poder llegar a numerosos prospectos.

         * Porque tu cliente ya compra por Internet.